W.I.T.C.H. (Conspiración Terrorista Internacional de las Mujeres del Infierno)

Comunicados y hechizos

Martes 24 de septiembre de 2013, por la felguera

«Cuando te enfrentas a una de nosotras, ¡te enfrentas a todas! Pasa la palabra, hermana» W.I.T.C.H.

Panfletos repartidos en medio de un desfile: «Nosotras, hermanas brujas del único y verdadero subsuelo, anunciamos nuestra presencia y comenzamos nuestro hechizo». Boicots y acciones callejeras, manifestaciones y ocupaciones: «Somos brujas, somos mujeres. Somos liberación. Somos nosotras. W.I.T.C.H. es también una estrategia, un medio de subversión: la brujería».

Bajo las siglas de W.I.T.C.H. (Nueva York, 1968-1970) se escondía una sorprendente guerrilla feminista, precursora de las Guerrilla Girls o Femen, cuyas armas eran los conjuros y hechizos mágicos, el arte feminista y la acción directa. Su actividad fue frenética, escandalosa y prodigiosa. Muy pronto, la estética y el estilo de aquel grupo de brujas urbanas, de guerrilleras sin escoba, prendió la mecha en distintas ciudades americanas: se crearon células feministas que recogieron aquel mensaje.

Sus siglas fueron cambiando de manos. Las brujas estaban por todas partes. Citadas como uno de los más fascinantes ejemplos del activismo de los sesenta, el grupo pasó a registrarse con letras de oro en la historia del feminismo radical, aunque también representaban algo temido, salvaje y casi innombrable.

Publicada originalmente por esta editorial a comienzos del 2007, esta obra (un auténtico manual de combate) se convirtió rápidamente en un exitoso libro debatido en todo tipo de ambientes y del que se publicaron ediciones piratas en Argentina y en nuestro país. Sin embargo, el libro se agotó y desapareció de las librerías. Debido a su importancia, hemos decidido rescatarlo. Para celebrar el regreso de W.I.T.C.H., hemos incluido un extenso ensayo titulado «Adiós a todo eso» (el último comunicado firmado por ellas y hasta la fecha inédito), tan actual que resulta sobrecogedor, y que sin duda es una de las más lúcidas críticas jamás escritas hacia el machismo de los izquierdistas y de la escena pretendidamente «sensible» a las demandas de las mujeres.

*Puedes ver un maravilloso book trailer del libro aquí: http://vimeo.com/68484079

*Una pequeña pieza que recoge una entrevista actual con la histórica feminista Robin Morgan, una de las líderes del grupo. En el video, explica el estilo y la naturaleza de W.I.T.C.H.: http://www.makers.com/robin-morgan/moments/practical-witches

*Si deseas más información, entrevistas con los Editores o ejemplares para reseñar, puedes contactar con nosotros: lafelguera@nodo50.org

*Prensa

“Poesía mágica y política de primera línea”

PlayGround Magazine

“Llegaron como un huracán, agazapadas bajo caperuzones y capas negras”

El Periódico

“Un auténtico manual de combate”

Rolling Stone

“Las W.I.T.C.H. hicieron historia, marcaron todo un hito dentro del feminismo radical y fueron las precursoras de colectivos como las Guerrilla Girls”

Madrid Le Cool

«La historia que no es secreta y la cultura que no va a la contra no hablan de W.I.T.C.H. (Conspiración Terrorista Internacional de las Mujeres del Infierno) en sus libros ni en sus periódicos. Pero las mujeres que formaron este grupo fueron las primeras en toser al movimiento de la izquierda radical que pretendía construir una nueva sociedad sin contar con el feminismo»

eldiario.es

“En cualquier caso, se alejen más o menos de las propuestas planteadas en los setenta, es innegable la deuda de muchas de las organizaciones actuales con grupos como W.I.T.C.H, que contribuyeron a crear toda una forma de movilización vigente hasta hoy en día. Las performances, el uso político de la estética y el cuerpo y las acciones callejeras pasarán a engrosar desde entonces las herramientas de acción propias de feminismo, que conseguirá de esa forma contestar a la nueva deriva del sistema sin renunciar a una tradición de movilización que ya incluía otras muchas herramientas que se seguirán utilizando, como los boicots o las ocupaciones. Al fin y al cabo, las formas de lucha cambiaban, pero los motivos seguían siendo los mismos”

Culturamas

“Su actividad consistía en boicot y acciones callejeras, manifestaciones y ocupaciones al grito de "Somos brujas, somos mujeres. Somos liberación. WITCH es una estrategia, un medio de subversión: la brujería".

Agencia EFE

“Escondidas bajo un acrónimo que significaba "Conspiración Terrorista Internacional de las Mujeres del Infierno", estas mujeres actuaron durante un año en Nueva York, sembrando el desconcierto allá donde realizaban sus actos. Una historia sorprendente y desconocida que ve ahora la luz gracias al libro W.I.T.C.H (Ed. La Felguera)”

Milenio 3

“Las W.I.T.C.H, cuyos textos y acciones recupera ahora la editorial La Felguera, inauguraban así una forma de militancia que marcaría un hito en la historia del feminismo, que dispondría a partir de entonces de toda una serie de herramientas de lucha nuevas, como la performance o el uso político de una estética grotesca”

Diagonal

«Su estética no pasaba desapercibida: largas capas negras y caras desfiguradas por un maquillaje diabólico, las W.I.T.C.H eran a fin de cuentas, brujas del siglo XX. Sus armas eran la acción directa, el boicot, las manifestaciones y, por supuesto, los hechizos y aquelarres»

El País

SPIP | Aviso Legal | esqueleto | | Mapa del sitio | Seguir la vida del sitio RSS 2.0